martes, 13 de octubre de 2009

Los Primeros Lugares de Sociabilidad

Con el andar del tiempo, y con la convivencia, las personas se encontraron, las relaciones se complejizaron, aparecieron nuevas características culturales, nuevas instituciones, cuya finalidad fue la de transmitir y enriquecer los distintos aspectos de la comunidad, o sea, que fueron surgiendo espacios de sociabilidad y encuentro, tales como Clubes, Bibliotecas Públicas, Instituciones.


Sociedad Lituana de Socorros Mutuos:
AUSROS ZVAIGZDE
“ESTRELLA SERENADA”

En la organización de los nuevos pueblos las sociedades de socorros mutuos, que agrupaban a representantes de colectividades extranjeras eran numerosas y de gran predicamento. Reuniones, actividades culturales, entretenimientos y servicios sociales se amalgamaban en su seno.
La Sociedad Lituana fundada por miembros de esa nacionalidad hacia 1912 contó en sus inicios con sesenta y tres socios. Esta fue creciendo a medida que aumentaba la inmigración Lituana. Hacia 1928 los Lituanos adquirieron un terreno en la calle Belgrano, esquina Ibarlucea que utilizaron como salón de reuniones y como Cooperativa para sus socios. Permaneció activa hasta 1945.

Centro Unión y Previsión

Fue la institución de carácter local más antigua. Esta sociedad de Protección Mutua se Fundó el día 15 de Enero de 1918 con el objetivo fundamental de “... ofrecer a todos y cada uno de sus asociados, de cualquier nacionalidad que ellos sean, la ayuda necesaria en la atención única y exclusiva de las enfermedades que padezcan...” A esto se sumó la idea de que los socios gozaran de un lugar de reunión y distracción, ocupando el centro de la casa de la calle Juan B. Justo 689 (donde se encuentra hoy ubicado el Museo Municipal). El 90% de los socios eran ferroviarios y si bien en un primer momento incluyó a la mujer e hijos, la primera fue luego excluida debido al gasto que ocasionaban sus patologías que no podían ser cubierto por la cuota societaria y los otros ingresos.
El 27 de Abril de 1936 le fue otorgada la personería jurídica por el Gobierno de la Provincia.

Fundación de la Cooperativa
de Luz y Fuerza

La inauguración oficial de la Cooperativa comunal de Luz y Fuerza de Villa Gobernador Gálvez, se realizó el 16 de Marzo del año 1941. la crónica publicada al día siguiente en el Diario “ La Capital”, dice lo siguiente:
“Dos actos simultáneos y de significativas proyecciones para el futuro de este distrito se han realizado hoy en Villa Diego, donde se dieron cita un gran numero de vecinos, autoridades comunales, policiales, Instituciones de beneficencia y culturales, etc., procediendo en primer término a inaugurar las obras de embellecimiento realizadas en la Avenida San Nicolás (ahora San Martín) efectuadas recientemente por las autoridades comunales que preside el doctor Ambrosio L. Mac”.
“ A las 11 se reunió el vecindario y autoridades dándose comienzo al acto con la lectura de varios telegramas de instituciones y cooperativas del País; uno de ellos enviado por el gobernador de la provincia, doctor Manuel María de Iriondo excusando su asistencia y delegar su representación en la persona del senador provincial Sr. Francisco Casiello. Seguidamente el presidente de la comuna, doctor Ambrosio L. Mac, pronunció un breve discurso explicando por qué se han hecho estas obras de embellecimiento en la avenida principal de la localidad, dejándolas inauguradas.
Finalizando este primer acto, el público se ha trasladado en manifestación a la cabeza de la banda de música al local de la Cooperativa de Luz y Fuerza donde a las 13, fue servido un almuerzo criollo. A los postres, dice el diario, usó de la palabra el presidente de la cooperativa, Sr. Luis Alvarez Santos el que a grandes rasgos analizó los inconvenientes que el director que preside, tuvo que sortear desde el año 1932 para llegar a inaugurar esta obra de gran beneficio para el vecindario.” Termina diciendo el diario; que luego habló con la elocuencia que lo caracteriza el senador provincial Sr. Casiello, quien lo hacia en representación del Poder Ejecutivo de la provincia. Lo siguió en el uso de la palabra el diputado provincial Sr. Antonio Roqueta, haciendo una extensa exposición de los antecedentes de concesión que en la legislatura provincial tuvo que debatirse. Todos estos actos fueron propalados por la estación radiodifusora LT1 Radio del Litoral.
La cooperativa suministra corriente a los tres pueblos que componen el distrito, siendo uno de los mayores consumidores la municipalidad.
Su primer directorio fue presidido por el Sr. Ramón L. Alvarez, a quien acompañaron en sus gestiones que fueron muy arduas, los siguientes vecinos: Vicepresidente, Bernardo Fornielles; secretario, Domingo Pérez; prosecretario, José Piazza; tesorero. Juan Filippini; pro tesorero, Argentino Morgavi; vocales, Santos Martinelli, Domingo Dentón, Emilio Canali, Ricardo Viel, Martín Charmuska, Mario Barreira, Vicente Pancini, Miguel Inda, Antonio Martín, Domingo Capelli, Carlos Rochet, Felipe Falzone, Luis Zanello, Simón Svetkof y suplente Leandro del Campo.

Club Atlético Talleres R.P.B.

Los comienzos del club datan del año 1918, en un primer momento se llamó C.A. Triaje, luego C.A. Villa Diego, de acuerdo a la denominación del Ferrocarril.
Su primera cancha de fútbol estaba ubicada en la manzana donde hoy se encuentra la escuela Fiscal Nº 124, (en las calles Garay y Pablo Iglesias, lindantes con Juan B. Justo y Ameghino). Los lugares de reunión fueron diversos: en la sala de espera del Ferrocarril; en la casa de los miembros de la Comisión Directiva: en cuarto cedido en el “ Almacén Añaños” (hoy Juan B. Justo 2100); En 1º de Mayo 2121 (salón interno de la tienda de A. Arthens); En 1º de Mayo 1931 (salón interno de la tienda “ Villar”); En Sarmiento 1852 (donde posteriormente estuvo la Seccional de Policía de Villa Diego, hoy domicilio particular); En la cortada Ibarlucea (ex “Almacén Zanello”).
La primera camiseta de fútbol fue blanca y roja, a rayas. El primer equipo de fútbol estaba formado por: Pablo, Juan y Mateo Carmazi; Juan, Luis y Amadeo Girardi; Juan, Ramón y Luis Martín; Adolfo y Argentino Morgavi; Pedro Amado; Andrés Coregnia y otros. (Hoy todos ellos fallecidos).
El vestuario era el departamento Nº 3 y luego una pieza en el Almacén del recordado Sr. Añaños. En vista de la frecuente desaparición de los arcos y de los gastos que acarreaba alambrar toda la cancha, se resolvió llevarla al lugar que actualmente ocupa en el club. Los terrenos fueron facilitados desinteresadamente por la superioridad del F.C.R a P. Belgrano. Por teles motivos, se lo denominó Club Atlético Talleres R.P.B., adoptando los colores amarillo y azul, combinados verticalmente.
La primera red de fútbol fue donada por el Sr. Gozart.
La fecha de fundación “ real” del Club se remonta a un lustro antes de las que figuran, que por falta de actas y libros correspondientes no fue posible justificarlo.
Gracias al interés de un grupo de 40 o 50 personas se realizó con un único propósito: organizar una Institución Deportiva.
Acto de fundación

“... en el pueblo de Villa Diego, a los 10 días del mes de Agosto de 1920, siendo las 20 horas, nos reunimos varios jóvenes de asta localidad, con el propósito de organizar un club...” (transcripción del acta de fundación, como homenaje recordatorio a los que en el memorable 10 de Agosto de 1920 colocaban la piedra fundamental sobre la que se asentarían las bases del prestigioso Club A. Talleres R.P.B.).
Después de explicar el motivo de la reunión a los presentes, resolvieron proceder a la elección de un Secretario Interno, a tal efecto quedó designado el Sr. Pedro Romano y para que presidiese la reunión el Sr. Alfredo Bouyssou. Tras breve cambio de ideas, se procede a la elección de la Comisión Directiva, la cual se efectuó por votación secreta, con el siguiente resultado:
Presidente: Sr. Alfredo Bouyssou
Vice: Sr. Juan Martini
Secretario: Sr. Pedro Romano
Vocales: Sr. Juan J. Santos
Sr. Luis Martini
Sr. Evangelista Giacomini
Sr. Marcos Torasso
Capitán de 1º división: Sr. Pedro Amado
Los electos ocuparon acto seguido sus puestos y comenzaron a sesionar, resolviéndose aceptar una invitación del Club San Gregorio para efectuar un partido de fútbol, el cual se disputaba una copa donada por el Sr. Luis Morina, Inspector General de Tráfico. Dicho encuentro se llevó a cabo en San Gregorio el 20 de Septiembre.
La base principal del club se debió al fútbol durante muchos años. Pero, además, se destaca como deporte el tenis, desde la década del cuarenta y pelota a paleta en un gran frontón. Otros deportes surgieron después como básquet, bochas, natación y patinaje.

Sociedad Recreativa e
Instructiva de Villa Diego

Se fundó el 1º de Diciembre de 1924 bajo la inspiración de un grupo de vecinos de la Villa con el propósito de reunirse y formar una entidad recreativa e instructiva, la cual funcionó en un primer momento en un salón alquilado, luego en un galpón propiedad del ex ferrocarril Rosario- Puerto Belgrano, recibido en préstamo hasta que se construyó su local propio inaugurado el 24 de Abril de 1926. En este espacio funcionó un salón buffet, vivienda para en conserje, y una sala cinematográfica que fue muy importante durante una época para la ciudad.
Vendrían luego otros clubes, las cooperativas, Asociaciones Culturales y de Fomento, todas con el solo objetivo de brindar su propuesta para el engrandecimiento de la ciudad.
Una de las fiestas populares más importantes para los pobladores de estos tres pueblos, era sin duda alguna fiesta de carnaval, Recuerda Don Oscar Paiz, los corsos de los años 1938 a 1946. Se realizaban en la Avenida Filippini, desde Mitre hasta Bordabehere, en el barrio Gálvez en la Avenida 1º de Mayo los de Villa Diego, “... los frentistas armaban sus palcos adornándolos con motivos carnavalescos. La cantidad de vehículos era pareja entre los automotores y los de tracción a sangre, había un colosal derroche de papel picado y serpentina, la concurrencia era masiva, con verdaderas caravanas provenientes aún del Saladillo. Finalizado el corso venía el plato fuerte, el Baile en la Calle, casi siempre amenizado por una de las Orquestas más populares de la época, la de don José Berchialla. No se cobraba entrada. Era alegría espontánea con el sello de grandeza que tienen las cosas sencillas...”

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada